//

Blog de nutrición, salud y belleza

Pieles grasas: cómo cuidarlas y recuperar su equilibrio

pielesgrasas
 
La piel grasa presenta un aspecto brillante y tiene los poros abiertos. Se caracteriza por una sobre producción de sebo y aceites, que se traduce en formación de espinillas, poros abiertos, puntos negros y barros. Si no se cuida bien, se pueden apreciar bultos de grasa y puntos negros, que consisten en la propia secreción de la grasa que se ha oxidado por el contacto con el exterior.

Si tu piel es del tipo definido como "pieles grasas", sin duda la estación más cómoda para ella es el invierno.

La piel grasa es especialmente habitual durante la adolescencia cuando los cambios hormonales promueven una sobreproducción de sebo en la piel.

La ventaja de esta piel es que se mantiene joven durante más tiempo.

No se arruga con facilidad, debido a que es más resistente a los agentes externos que las otras pieles.

Cuando seas mayor tendrás mucha menos grasa que en la adolescencia y también muchas menos arrugas que las de piel normal o seca: disfruta de ella!

La piel grasa requiere cuidados especiales con limpiadoras, jabones,  lociones y cremas adaptadas a este tipo de piel, que impidan la acumulación de impurezas y que la vez eviten sobre-secarla en la superficie. El objetivo es limpiar e impedir la acumulación de impurezas, controlar la actividad de las glándulas sebáceas e hidratar la piel en forma adecuada. Es muy importante cuidar la piel a diario, limpiarla en profundidad y usar humectantes sin aceites para que no brille.
La limpieza de la piel del rostro, sea del tipo que sea, es una de las partes más importantes de nuestra rutina diaria. La piel de la cara es muy delicada y después de un largo día no debes acostarte nunca sin limpiarla de manera acorde con su tipo y necesidades. Vale la pena este pequeño esfuerzo porque tu piel te lo agradecerá, luciendo bella y saludable.
Si tu piel es de tipo grasa, debes limpiarla por lo menos dos veces al día, nunca más de tres. La limpieza excesiva puede también secar e irritar la piel, sobre todo cuando además de grasa la piel está sensible o inflamada. La limpieza nocturna es la más importante, porque a lo largo de todo el día se acumulan en la piel muchos agentes externos que hay que eliminar, tales como: restos de maquillaje, sudor, polvo y suciedad acumulados, bacterias, contaminantes del ambiente, aceites naturales segregados por la piel, células muertas, etc.
Es muy importante que realices un cuidado regular de la piel, y sobre todo que prestes atención a las necesidades específicas que tu piel necesita en cada momento.
ANALINE te propone un programa específico, sencillo y eficaz que limpia, higieniza, matifica y reequilibra las pieles grasas, con el resultado de una piel fresca, purificada y que luce sana, garantizándote unos resultados óptimos siempre y cuando tú sean constante con el cuidado de tu piel:

Gel Limpiador Purificante para Pieles Grasas ANALINEIdeal para el desmaquillado, limpieza y cuidado diario específico de las pieles grasa. Formulado con activos sebo-reguladores y anti-acné, y tensioactivos muy suaves. Limpia en profundidad sin agredir la piel, eliminando el exceso de grasa y suciedad, ayuda a regular el exceso de grasa y los brillos faciales, hidrata y protege la piel.

Línea de Dermojabones para Pieles Grasa ANALINE.  Dependiendo de las necesidades y problemas puntuales que presente la piel grasa, te recomendamos utilizar los siguientes dermojabones, como una alternativa al Gel Limpiador:

Jabón de de Jojoba

Pieles grasas deshidratadas

Por su contenido en aceite de jojoba, regula la hidratación, equilibra, reconstituye y suaviza la piel, emulsionando y eliminando el exceso de grasa. Está especialmente indicado para suavizar las pieles grasas y fluidificar y emulsionar el sebo sin crear residuos y dejando los poros libres de impurezas y cerrados.
Jabón de Arcilla verde

Pieles mixtas, grasas y con impurezas (puntos negros)

Gracias a su contenido en arcilla verde, este jabón limpia en profundidad, ayuda a eliminar impurezas y puntos negros, regula el exceso de grasa, y trata los poros abiertos, produciendo un efecto calmante y aportando elasticidad y sensación de frescor.
Jabón de Árbol de Té

Pieles grasas y acneicas

Gracias a las propiedades antisépticas naturales del aceite de Árbol de té, limpia los poros, sanea y le da buen tono y frescura a la piel, haciendo que “respire” aliviada, equilibra la producción de grasa en la dermis y ayuda a mantener la piel saludable y libre de imperfecciones. Excelente auxiliar en los tratamientos de acné y en la limpieza corporal extrema, tanto facial como corporal.
Jabón de Azufre Pieles muy grasas y con tendencia acneica. Ideal en brotes de acné, dermatitis seborreica y acné juvenil. El azufre es un eficaz seborregulador que se utiliza como antiseborreico auxiliar en el tratamiento de barros, espinillas y exceso de grasa.Gracias a su contenido en azufre, elimina eficazmente la grasa de los poros y puntos negros del cutis, retira el exceso de secreción sebácea y confiere al jabón propiedades antiseborreicas, astringentes y antisépticas

Tónico Equilibrante para Pieles Grasas ANALINE, una loción ligera y sin alcohol indicada para el cuidado diario específico de las pieles mixtas y grasas. Estimula, purifica y tonifica la piel tras su limpieza, elimina el exceso de sebo e impurezas, y la prepara óptimamente para la hidratación favoreciendo el equilibrio hídrico de la epidermis. Cierra los poros dilatados, hidrata, refresca, calma y prepara la piel para recibir el tratamiento de día o noche.

La utilización del tónico después de la higiene facial es casi imprescindible, ya que este tipo de producto ayuda a normalizar los parámetros fisiológicos y funcionales de la piel, eliminan los restos que pudieran quedar de suciedad y del propio gel limpiador empleado y por último estimula la microcirculación periférica y el tono muscular de la dermis.

Emulsión Equilibrante para Pieles Grasas ANALINE. Una emulsión muy ligera para el cuidado diario hidratante, equilibrante, seborregulador y matificante de las pieles grasas y/o con tendencia acneica. Con alto poder hidratante y reestructurante. Regula la secreción sebácea sin resecar, favorece el equilibrio hídrico de la epidermis, hidrata, calma, suaviza, matifica los brillos y afina la piel. Mejora la textura y el aspecto de la piel con tendencia grasa.  Deja la piel suave, matizada, confortable y libre de brillos.

Contorno de Ojos ANALINE. Una emulsión cremosa especialmente indicada para la frágil y delicada piel el contorno de los ojos. Indicada para todo tipo de pieles. Con propiedades antioxidantes, antienvejecimiento y antiarrugas.
Pero, ante todo recordar que lo más importante es la constancia diaria, y no usar la cosmética el domingo porque es fiesta!